Fuente: ION 27

Todos conocemos a Jim Carrey. Lo conocimos más que nada por la película de La Máscara, que todavía la pasan en televisión local de vez en cuando. Definitivamente un clásico. Con él hemos reído con «Dos Tontos Muy Tontos», «El Grinch», «Ace Ventura», «Mentiroso Compulsivo» y hemos llorado con dramas como «El Show De Truman», «El Número 23». «The Majestic». Con cerca de 3 décadas de carrera ininterrumpida, este actor ha alcanzado el éxito. ¿Esperarías que sea feliz, verdad?

Principios humildes
Es el menor de cuatro hijos de una familia católica canadiense. Su padre fue un músico talentoso, aunque abandonó su pasión y se hizo contable para asegurar el bienestar a sus hijos. Su madre fue ama de casa y sufría una enfermedad crónica.

A los 15 años de edad, Carrey abandonó la escuela a causa de la pérdida de trabajo de su padre. Fue entonces, cuando toda la familia se vio forzada a trabajar a tiempo completo, con el fin de detener el proceso de caer en pobreza. Terminaron viviendo en un coche durante un tiempo. Luego Carrey admitía que era un adolescente enfadado y llevaba consigo siempre un bate de béisbol, con el que destrozaba objetos para descargar la furia por la que se dejaba llevar.

El padre de Jim se dio cuenta de que el joven andaba deprimido, de modo que le ayudó a desarrollar la rutina de comedia de escenario. Carrey debutó en un club de comedia Yak Yak (en Toronto) y, a pesar de la pésima recepción que recibió aquella primera vez, decidió hacer todo lo posible para alegrar a la gente.

Una vez que la familia volvió a recuperar la estabilidad económica, Carrey pudo pulir su actuación y empezó a ser descrito en las revistas como “una auténtica estrella a punto de nacer”. Un día, el comediante Rodney Dangerfield valoró su talento, y a su lado, hizo un tour en Las Vegas antes de mudarse a Hollywood y empezar a verse en la tele y las películas.

No necesitamos enumerar aquí todos los papeles exitosos de Carrey, aunque algunas de sus actuaciones más aclamadas por la crítica tienen que ver con las películas serias y llenas de sensibilidad.

Vida privada poco ordinaria
Al igual que muchos otros comediantes, Carrey durante toda su vida lucha con la depresión. Sin embargo, siempre se muestra bastante cándido a la hora de contar en público sus experiencias y luchas relacionadas con la enfermedad.Probablemente lo hace para impedir que otras personas afectadas por ella se sientan solas.

En una entrevista a CBS, Carrey reveló que su depresión empezó cuando era adolescente, y que ahora no estaba usando más ninguna de las medicinas prescritas por los especialistas. Explicó que aprendió a vivir a “nivel bajo de la desesperación” y que no le hace más falta llenarse de Prozac.

Un evento decisivo en su vida
Hace ya un par de años, la vida amorosa de Carrey se hace ver a través de un acontecimiento trágico: su ex novia, Cathriona White, cometió suicidio. Según las informaciones, dejó una nota que trataba sobre la última ruptura de su relación con Jim en la escena de su muerte. La declaración lanzada por el actor en relación con lo ocurrido, dice:

«Estoy en shock y profundamente entristecido por el fallecimiento de mi dulce Cathriona. Verdaderamente, era una delicada flor irlandesa, demasiado sensible para esta Tierra, para quien amar y ser amada era lo único que importaba. Mi corazón acompaña a su familia y amigos, así como a todos los que la querían y a los que importaba. Todos hemos sido golpeados por un rayo.»

Necesitaba Color
Carrey ha estado en gran medida fuera del ojo público durante los últimos dos años, a raíz del suicidio de su exnovia, y a pesar de seguir trabajando como actor. En «I Needed Color» el público tiene la oportunidad de ver dónde Carrey se ha clausurado: su estudio de arte. «I Needed Color» proporciona a los espectadores una breve mirada a la vida de Carrey y a la monumental cantidad de tiempo y energía que gasta perfeccionando su arte, y su impulso para hacerlo.

Pero hay algo interesante entre todo lo que pinta: Cuadros con el rostro de Jesús.

«La energía que rodea a Jesús es eléctrica. No sé si Jesús es real,
no sé si vivió, no sé qué significa… pero las pinturas sobre Jesús son realmente mi deseo de transmitir la conciencia de Jesús».

«Quiero que tengas la sensación cuando mires a sus ojos de que él te acepta como eres. Quiero que él pueda verte y sanarte a través del cuadro. Puedes encontrar a todas las razas en el rostro de Jesús, y creo que como todas las razas imaginan a Jesús, lo imaginan como algo propio».

Jim toma en serio a Jesús
Las Industrias Homeboy son una organización con base en Los Ángeles que provee ayuda a personas que han estado encarceladas o han estado involucrados en pandillas. El conocido actor les dio una charla y habló poderosamente acerca de Cristo.

«Este cuarto está lleno de Dios. He atravesado momentos difíciles en los últimos años de mi vida y estoy seguro que el padecimiento nos guía a la salvación. De hecho, creo que tenemos que estar conscientes de esto y sentir el dolor. Y sentir nuestras pérdidas. Luego, solo hay dos opciones y debemos decidirnos por una de ellas. Entrar por la puerta del resentimiento, que conduce a la venganza, a dañarnos o dañar a otros. O entrar por la puerta del perdón, la puerta de la Gracia.

El que estés aquí es un indicio de que ya has tomado esa decisión. Has decidido entrar por la puerta del perdón y la Gracia. Que estés aquí es un indicio de que ya has decidido hacerlo. Así como Cristo lo hizo en la cruz. Él sufrió terriblemente y fue quebrantado por eso, hasta el punto de dudar y sentirse absolutamente abandonado, así como todos ustedes se han sentido en algún momento.

Luego hubo que tomar una decisión. Y la decisión fue mirar a las personas que estaban causando ese sufrimiento con compasión y perdón, y eso es lo que nos abre las puertas del cielo a todos nosotros. Deseo esto para todos ustedes. Deseo esto para mí mismo.Sé que lo que yo he sufrido no se puede comparar con lo que ustedes han sufrido. Y es por eso que los admiro: porque están aquí. Y estoy muy feliz de estar con ustedes, y de compartir esto.»

Definitivamente no debemos tomar esto como un discurso completamente bíblico. Pero la idea es que Jim Carrey considera a Jesús parte de una solución que quiere alcanzar. Debemos ver esto con misericordia y compasión. La gracia de Dios es multiforme, así que pidamos a Dios que alcance a Jim Carrey y pueda ir más allá de entender al sufrimiento como camino de salvación y conozca al Único cuyo sufrimiento pagó el pecado y puede solucionarlo. Y también por otros como él.//

Jim Carrey «Pinta a Jesús»

Category: Megamorfosis
0

Join the discussion

Your email address will not be published. Required fields are marked *